Revista Internacional de Poesía "Poesía de Rosario" Nº 19
Revista Internacional de Poesía : "Poesía de Rosario" Nº 19  
  INICIO
  EDITORIAL
  AUSPICIANTES
  HOMENAJES A:
  ENSAYOS
  NUEVOS MEDIOS
  POESIA ARGENTINA
  BIBLIOGRAFICAS
  => MAPAS PARA PERDERSE - HORACIO SANCHEZ FANTINO Y REYNALDO SIETECASSE
  => MANADA Leopoldo Castilla
  => VISIONES FUGITIVAS Ana María Cué
  => VITA A COR David Alberto Fuks
  => EL OJO QUE MIRA Griselda García
  => BLUES DE ESCENA Virginia Gazze
  => TU CUERPO ES EL MUNDO Arturo Alvarez Sosa
  => EL PRONTUARIO DE LA LUCIERNAGA Fabricio Simeoni
  => OFICIO MUDO Alicia Acquaviva
  => HONDA ENFERMEDAD DE LO INVISIBLE Mónica Molina
  => TIERRA NO PROMETIDA Roberto Glorioso
  => LA POESÍA ES COMO EL AROMA Camilo Fernández Cozman
  => El encuentro con la cultura a traves de la obra de Hector Roberto Paruzzo
  => OFRENDA A AFRODITA. Mario Jofré.
  => LAS LINTERNAS FLOTANTES Mercedes Roffé
  => DE MI MAYOR ESTIGMA (si mal no me equivoco) Rolando Revagliatti
  => El encuentro con la cultura
  => Las tierras naturales. Leonardo Martínez.
  => “Disculpas del irascible” Antología de Néstor Mux
  => “Satori”, de Héctor Freire
  POESIA INTERNACIONAL
  POESIA BILINGÜE
  ENLACES RECOMENDADOS
  COMUNICACIÓN CON EL EDITOR
  ¡¡¡NOVEDADES!!!
“Disculpas del irascible” Antología de Néstor Mux



“Disculpas del irascible” Antología de Néstor Mux, Ed. Libros de la talita dorada.La Plata, Prov. de Bs.As. 2009.
 
Mario Arteca, conocido por su dilatada trayectoria como autor de poesía y de quien habláramos hace unos años al reseñar Guatambú, uno de sus primeros libros, propone al inicio de este libro de Mux, Diez miradas acerca de Disculpas…, que constituye un verdadero ensayo, más que un escolio, sobre el itinerario y los propósitos del autor tratado.
 
Algunas de sus opiniones se comparten, otras tienen distinto punto de vista según el mirador, el lector y quien se pone en la recensión de cada libro.
 
Demás está decir que cuando el prólogo se constituye ensayo y éste está nutrido de propias conclusiones y con apoyaturas tales como las de Derrida, Heidegger, Celan, Cacciari, Jabès, Levitas o Segal, nos encontramos (y es una suerte que así sea), ante un prólogo inteligente que propone desentrañar para el lector, las obra que precede.
 
Siempre será para mí muy importante quién y cómo se haga un prólogo.
 
Uno bien hecho, entusiasma al lector para proponerse hacer un viaje con las herramientas que se le entregan a la entrada; sobremanera en tiempos en los que los prólogos, muchas veces, no sólo no son inteligentes, sino que son meros elogios inútiles que uno no se explica como el autor del libro acepta, es decir, sí se lo explica.
 
Agradezco como lector a Mario Arteca sus diez miradas.
 
Amén de reconocer a Néstor Mux como un poeta de, no diría vastísima obra, pero sí de permanencia en la militancia de las poesía desde los 60’, con seis o siete libros editados e incluido en varias antologías nacionales, resulta preponderante decir en esta letra que es palabra escrita sin voz, que Mux lee de un modo especial sus textos. Escucharlos es sentir que hablando de lo simple pero lo trascendente del hombre, su voz desacraliza al poema y lo vierte como agua limpia a quien lo escuche.
 
Es muy importante que un buen poeta que escribe bien, no crea que teatralizando, impostando o gesticulando le dará a su poesía algún encanto. Mux lee con sobriedad excelentes textos poéticos y su voz y sus voces, crecen en el escucha.
 
Les invito a leer en voz baja los poemas de este libro. No necesitan la resonancia de un tenor. Precisan del oído interior de cualquier lector. Y
 
 
 
esto, como dice el autor al finalizar un poema: “…La vida misteriosamente/parece seguir diciendo/ algo por nosotros.”
 
Primeramente, llamó mi atención el que Mux sea de los pocos que hablan de su poesía pluralmente. Parece saber o intuye que el “nosotros”, es más que el “yo”, lo cual revela al hombre que vive junto al poeta.
 
Y en ese nosotros, habita, supongo una persona, una mujer que: “…hojea lentamente mis papeles/con un afecto que hace creer/que alguna línea pudiese ser feliz./ Y sigue: “…en esas fotografías que la incluyen.” Y : “El poema es la respiración/ de quien escribe, dice”.
 
Ese o esos, son algunos de los temas que como murmurando nos da para que uno se asegure que ese clima de los <sus?>  árboles bajo la lluvia de la calle 53 le son propios.
 
Tratándose de una antología hay otras temáticas.
La indagación en la palabra, su compromiso por decirlo generacionalmente se ven ampliamente certificados con el primer texto con el que comienza el libro y se reproduce completo:
 
Identidad
 
Si la poesía no alcanzara revelaciones
y apenas fuese ademán inconcluso
porque depusimos armas ante el desaliento
 
la mirada de qué extraño cadáver
quedaría frente al nosotros
brillando en el espejo
 
 
 
Reseñar este libro nos ha dejado un buen sabor. Hemos leído la poesía de un hombre de este tiempo que dice lo que tiene que decir. No hay floripondios ni cosas rebuscadas. Es una poesía simple y hermosa.
 
Guillermo Ibáñez

RELOJ  
   
Publicidad  
   
Contador  
  Free counter and web stats  
Hoy habia 5 visitantes (42 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=